PRÓLOGO DEL PRESIDENTE DEL CONSEJO DIRECTIVO AL REPORTE DE SUSTENTABILIDAD 2021/2022

La sustentabilidad no es una tendencia,
sino una necesidad

stimadas señoras
estimados señores,

De acuerdo con estudios y encuestas, la mayoría de los consumidores y consumidoras de Europa prefieren alimentos cuyos empaques contengan la menor cantidad posible de plásticos o no los contengan en absoluto. Como padre de tres niños, todos los días soy testigo de la manera tan sensible en que los más jóvenes de nuestra sociedad manejan el tema de la sustentabilidad. Cuando yo era joven, las barras de chocolate todavía se empacaban en papel, pero no era un papel que pudiera reciclarse bien. Después llegó la película plástica, y ahora estamos llevando el empaque de regreso al papel, y ahora es un papel que se puede volver a utilizar.

La sustentabilidad es la clave para que la generación de nuestros hijos y todas las siguientes generaciones puedan llevar una vida que valga la pena vivirse en este planeta. Ante este trasfondo, yo, como representante de la octava generación de Koehler, considero que es mi responsabilidad conducir al Grupo Koehler de tal manera que pueda tener éxito de manera sustentable. Muchas veces, el camino más fácil no es siempre el correcto. Para mí, esto significa también que no puedo quedarme satisfecho con los éxitos ya alcanzados. Como empresa familiar, nosotros no pensamos en términos de los resultados de los trimestres, sino siempre también a largo plazo, con vista a las siguientes generaciones. No importa lo que hagamos: Siempre tenemos que asegurarnos de que también las generaciones futuras van a tener una perspectiva económica y un medio ambiente intacto, en el que valga la pena vivir.

Desde nuestro punto de vista, la sustentabilidad no es una tendencia, sino una necesidad para la supervivencia a largo plazo de nuestra sociedad. Por eso, los principios de sustentabilidad han acompañado desde siempre a nuestra empresa.

Kai Furler

Presidente del consejo directivo del Grupo Koehler

Desde nuestro punto de vista, la sustentabilidad no es una tendencia, sino una necesidad para la supervivencia a largo plazo de nuestra sociedad. Los principios de sustentabilidad han acompañado desde siempre a nuestra empresa. Las decisiones del pasado reciente son una continuación de esta actitud. Así por ejemplo, la fundación de Koehler Renewable Energy hace más de diez años. Ahora está rindiendo frutos el hecho de que pudimos demostrar una visión de futuro, al haber comenzado ya desde el año 2012 a realizar grandes inversiones en energías renovables. Numerosas centrales eléctricas e instalaciones para generar energía a partir del viento, el agua, el sol y la biomasa en Europa forman ahora parte de nuestra empresa familiar, y constituyen, además del papel, la segunda más grande área de negocios del Grupo Koehler.

Hace cuatro años decidimos entrar en el mercado de los papeles de empaque flexibles con la mayor inversión individual en la historia del Grupo Koehler, de más de 300 millones de euros. Ahora se muestra que tomamos la decisión estratégicamente correcta, y que ahora podemos satisfacer las necesidades, que experimentan un gran incremento, de numerosos fabricantes de marcas, convertidores y minoristas. El papel reduce significativamente la huella de carbono en comparación con el plástico, porque los empaques de papel están basados en materias primas renovables, pueden integrarse en la economía circular, y además proporcionan una transferencia de imagen positiva en las marcas de los productos o las empresas. Los consumidores y las consumidoras lo han entendido y asocian el papel directamente con la sustentabilidad. Como siguiente paso, queremos lanzar al mercado un papel con barrera para el vapor de agua. Con este podrían empacarse muchos otros alimentos en papel. El desarrollo posterior de nuestras soluciones de barrera está orientado a materias primas de base biológica y renovables.

Pero esto es solo un ejemplo de productos sustentables sobre los que estamos investigando. Nuestro objetivo es orientar nuestro surtido de productos de manera consecuente a la economía circular.

Las condiciones mundiales de la pandemia en los últimos años, así como las acciones bélicas en Ucrania y sus consecuencias para la disponibilidad de las materias primas nos han planteado desafíos completamente nuevos. A esto se agregó la crisis energética, y sobre todo el anuncio de que podría restringirse la disponibilidad del gas. Debido a nuestros procesos como productores de papel, nosotros no podemos actualmente funcionar sin gas. Debido a esto, hemos iniciado una gran variedad de distintos proyectos para ahorrar energía. Por ejemplo, estamos validando a corto plazo fuentes energéticas alternativas como fuente de calor para nuestras instalaciones de producción. Además, con la empresa Voith hemos realizado una asociación para el desarrollo, con el fin de descarbonizar nuestras líneas de producción.

En la descarbonización, que forma parte de nuestra estrategia climática, hemos logrado amarrar una hoja de ruta con medidas muy concretas. Estamos impulsando hacia adelante con mucho énfasis la descarbonización de las centrales eléctricas de nuestras sedes. Solamente en nuestra matriz de Oberkirch estamos invirtiendo mucho más de 70 millones de euros para convertir por completo la central eléctrica existente, en la cual todavía estamos utilizando básicamente carbón mineral, para utilizar biomasa como combustible. Con ello vamos a ahorrar en Oberkirch unas 150,000 toneladas de CO2 por año. Apenas recientemente pudimos anunciar que hemos completado la descarbonización de nuestra central eléctrica en la sede de Greiz de Koehler Paper. Hemos invertido unos 8 millones de euros para utilizar en ella ya solamente fragmentos finos de madera en lugar de polvo de lignito como combustible. Esto ahorra otras 24,000 toneladas de CO2 por año.

A finales de febrero de 2022 publicamos nuestro primer Reporte de sustentabilidad. A diferencia de lo que sucede con las empresas que cotizan en la bolsa de valores, no estamos obligados a hacerlo. Lo hemos hecho por nuestra propia iniciativa, porque la sustentabilidad está anclada en la cultura de Koehler desde su fundación en el año de 1807. En nuestro primer reporte centramos nuestro enfoque en nuestro posicionamiento respecto a la sustentabilidad y en nuestra estructura de sustentabilidad. Con este segundo Reporte de sustentabilidad vamos un paso más allá. Con base en nuestra estrategia de sustentabilidad hemos definido los objetivos. Con ello les damos a nuestros esfuerzos en pro de la sustentabilidad una dirección clara. Y tampoco estamos obligados a hacer esto; pero es nuestro interés.

Vamos a seguir desarrollando continuamente nuestra estrategia de sustentabilidad, y seguiremos sistematizando nuestras actividades de sustentabilidad. Por ejemplo, estamos trabajando para complementar nuestros objetivos con valores concretos. Esto lo entendemos como un proceso continuo de aprendizaje y desarrollo para toda la empresa.

Koehler se encuentra en un proceso de transformación para convertirse en una empresa todavía más sustentable. No es solamente desde ayer que hemos estado poniendo en movimiento todas las palancas para poder entregar a las generaciones venideras una empresa sustentablemente exitosa.


Kai Furler
Presidente del consejo directivo del Grupo Koehler